Tras seis meses, a pagar al banco, peeero… con facilidades

0
117
  • Las autoridades recomiendan ir al banco y seguir pagando con facilidades para mantener un buen historial crediticio.
  • El objetivo de la Secretaría de Hacienda es que los cuentahabientes tengan, por lo menos, una reducción de su pago en un 25 por ciento.

Los deudores de tarjetas de crédito, préstamos personales, hipotecarios o empresariales, no tuvieron que pagarle al banco durante seis meses gracias al programa de diferimiento de pagos, en intereses y capital.

Pero pasando estos seis meses (abril-septiembre), ahora sí a partir de octubre, los deudores van a tener que estar cubriendo sus deudas con los bancos, peeero, con facilidades: menores tasas, menor saldo o mayor plazo para los pagos.

El mensaje que ayer dejaron el secretario de Hacienda y Crédito Público, Arturo Herrera, y el presidente de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), Juan Pablo Graf, fue claro: ya se tiene que empezar a pagar a los bancos, pero bajo otros términos.

Si usted pertenece a los ocho millones 622 mil 159 usuarios de los bancos que se acogieron al programa de diferimiento, a partir de octubre va a tener que ver con su banco su situación.

Y el banco se compromete a darle una opción de facilidades de pago, que sea un 25 por ciento menos a la que usted tiene.

La Secretaría de Hacienda y la Comisión Nacional Bancaria y de Valores están dando facilidades para que los acreditados tengan un trato menos rígido con el Buró de Crédito.

Si tiene un crédito que dejó de pagar, pero está en cartera vigente, estará dentro de “la marca suave” que tendrá el Buró de Crédito sobre su historial crediticio.

Las autoridades recomiendan ir al banco y seguir pagando con facilidades para mantener un buen historial crediticio.

La marca suave dentro del Buró de Crédito, de los créditos que en estos seis meses no se pudieron pagar, no tendrán penalizaciones ni será mal visto para el historial crediticio.

REDUCIR UN 25% EL PAGO DE LOS CRÉDITOS

Además, la Secretaría de Hacienda y la Comisión Nacional Bancaria y de Valores darán facilidades a los bancos, para que tengan más liquidez y margen de maniobra para dar holgura a las reestructuraciones con sus acreditados.

A los bancos les pedirán menores requisitos para conformar reservas por los créditos. Incluso, se les permitirá usar el suplemento de reservas que tenían (el famoso Bufer).

Se quiere que tengan liquidez suficiente para poder ayudar a sus cuentahabientes.

El objetivo de la Secretaría de Hacienda es que los cuentahabientes tengan, por lo menos, una reducción de su pago en un 25 por ciento.

Los bancos tendrán que idearse para alargar los plazos (hasta en un 50 por ciento más de la actualidad), reducir las tasas o hacer quitas de capital.

El menú está condicionado a que los cuentahabientes sí vayan a ver a su banco y sigan pagando su crédito, aunque con más facilidades. Las modalidades de créditos son al consumo, hipotecarios y empresariales, entre otros.


José Yuste

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here