Cuando el mundo arrinconó a Sinead O’Connor por denunciar los abusos de la Iglesia

0
28

Era el año 1992 y Sinead O’Connor vivía un gran momento de popularidad. Nothing Compares 2 U, escrita por Prince, se había convertido en un gran éxito mundial y la cantante irlandesa era un rostro habitual de los medios de comunicación de la época.

El 3 de octubre de 1992 O’Connor fue la invitada musical del programa Saturday Night Live, que esa noche conducía el actor Tim Robbins. Fue entonces cuando cantó una versión del tema War de Bob Marley, cambiando la letra que hacía referencia al racismo por otros versos que hablaban de abusos sexuales por parte de los curas de la Iglesia católica. Mirando a cámara y mientras pronunciaba la palabra evil (maldad) la artista rompió en pedazos una fotografía del papa Juan Pablo II. Cuando terminó la canción, O’Connor pronunció la frase “lucha contra el verdadero enemigo” (fight the real enemy) y tiró los trozos de la foto hacia la cámara.

Este episodio fue calificado por muchos como el fin de la carrera de Sinead O’Connor. Segundos después de la actuación, los teléfonos de la NBC, cadena responsable de la emisión, empezaron a sonar. Cientos de espectadores se quejaron y calificaron la actuación de inadmisible. Los días posteriores se produjeron quemas públicas de sus discos por todo el mundo y algunas cadenas de radio se negaron a poner sus canciones. Los medios de comunicación hablaban de “conmoción” y “locura”. Incluso otros artistas, como el actor Joe Pesci contestaron a la cantante. “Le hubiera dado una bofetada”, dijo en la siguiente emisión de Saturday Night Live haciendo referencia al incidente.

Más información en: https://bit.ly/2Mxl4yg

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here