Pfizer, Oxford, Moderna… ¿Qué vacuna del Covid-19 le va a tocar?

0
100

¿Qué vacuna se va a poner usted para inmunizarse del coronavirus? La respuesta corta es que no va a poder elegir. La versión larga es que dependerá de un cúmulo de circunstancias respecto a cuáles están autorizadas en Europa, la capacidad industrial de los fabricantes, los contratos europeos de suministro y el calendario de vacunación para Covid 19 por colectivos que diseñe el Gobierno.

De momento, llevan la delantera tanto la vacuna de la alianza entre Pfizer y BioNTech como la de AstraZeneca. Se espera que las primeras dosis de ambas iniciativas puedan distribuirse en Europa a finales de diciembre y a mayor escala a partir del primer trimestre de 2021. En esa carrera le siguen Moderna, Janssen, el consorcio de Sanofi y GSK y CureVac (ver gráfico).

De momento, estas son las empresas que van a distribuir en Europa, ya que son las únicas que han llegado a acuerdos de compra anticipada con la Comisión Europea, a la que se adhieren los Estados miembros, como el caso de España. Únicamente en el caso de Moderna el Ejecutivo de Ursula von der Leyen no ha terminado de rubricar el contrato. Los países pueden sumar otras adquisiciones a compañías alternativas, pero a nivel europeo no se está haciendo, ya que se ha cedido la negociación centralizada a Bruselas. Igualmente podrían sumarse en el futuro contratos de candidatas avanzadas diseñadas por Novavax, Medicago o el gigante Merck Sharpe & Dohme (MSD).

Con estos contratos, la UE se ha reservado ya 1.305 millones de dosis como mínimo, pero a los que se pueden añadir 660 millones opcionales. Por el reparto proporcional respecto a la población del país, a España le corresponderían entre 137 y 206 millones de viales si se suma a todos los pactos comerciales.

Aparte de esos contratos, por lógica, las primeras vacunas que lleguen serán las que más avanzadas se encuentran en el proceso de investigación. En este apartado son tres iniciativas: la norteamericana Pfizer y la alemana BioNTech; la británica AstraZeneca junto a la Universidad de Oxford, y la estadounidense Moderna. En estos tres casos, la Agencia Europea del Medicamento (EMA) realiza una evaluación continua de estos ensayos para proceder a una autorización casi automática en cuanto se tengan datos médicos suficientes sobre la eficacia y seguridad, algo que podría suceder en las próximas semanas.

Pfizer y BioNTech lideran esa carrera, ya que este miércoles anunciaron que han concluido la fase III (la última etapa con miles de voluntarios antes de la autorización) con una eficacia del 95% y que prevén la distribución en Europa antes de Navidad. Moderna igualmente informó la semana pasada de una eficacia preliminar del 94,5%. Su distribución podría llegar en el primer trimestre de 2021. De AstraZeneca se espera que ofrezca datos de eficacia en breve y que comience la distribución en diciembre si antes recibe el visto bueno de la EMA. Salvador Illa, ministro de Sanidad, ya apuntó el mes pasado que espera 3,1 millones de dosis de esta farmacéutica para el mes que viene.

Van un paso por detrás Sanofi (que espera llegar a una autorización en el primer semestre de 2021); Janssen (primer trimestre), y Curevac (tercer trimestre). Pero en el caso de las dos primeras, lo que aportarían a esta carrera es un salto significativo en la producción a gran escala gracias a la fabricación de 1.000 millones de dosis al año cada una.

Ver más en Cinco Días El País

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here