El Presidente, Morena y Félix Salgado

0
102

Morena tendrá que ser cuidadoso y serio con Félix Salgado Macedonio. No tiene sentido dejar que las cosas pasen bajo supuestos como el que de seguro ganarán las elecciones en Guerrero.

Muy probablemente así será. Las encuestas lo colocan con tendencias favorables que indican que lo llevarán a la gubernatura. Morena tiene una gran ventaja como partido y pudiera ser que con un buen candidato o candidata sin duda de cualquier manera ganaría.

Los problemas están en otra ventanilla. Desde hace tiempo se han presentado y hablado de denuncias de abuso sexual contra el legislador con licencia, las cuales no han procedido. Una de las razones, nos dice Patricia Olamendi, es que Salgado Macedonio no ha dejado de ser legislador desde hace muchos años, lo que lo ha mantenido con fuero.

Partiendo de la presunción de inocencia ante cualquier acusación, no se puede soslayar que las demandas en contra de Salgado Macedonio han pasado por toda una serie de manoseos en los tribunales de Guerrero que han impedido establecerse ante los tribunales.

La dirigencia de Morena ha hecho caso omiso a lo que un buen número de mujeres del partido han solicitado: revisar el caso y revisar la candidatura. Morena se ha metido en un problema grande, porque mientras no haya una investigación profunda, y en su caso exoneración, sobre las presuntas conductas delictivas del candidato, su triunfo e incluso su gobierno, estará señalado y cuestionado.

Una de las mujeres que ha denunciado a Salgado Macedonio solicitó audiencia en el partido, la cual no fue atendida como merece lo que derivó en que Basilia, nombre de la denunciante, incrementara sus temores por lo que puede hacer “un hombre tan poderoso”.

Estamos ante un asunto que por más que se quiera remitir a lo que decida “el pueblo”, merece atención por lo que puede significar que un personaje señalado por violencia contra las mujeres sea gobernador. Ayer la titular de Gobernación mandó más que un mensaje una voz de alerta: “El respeto a las mujeres, condición necesaria para ser candidato a un cargo popular”.

No dudamos que en medio de todo esto puede existir una alta dosis de “fuego amigo”, la candidatura de Félix Salgado trajo broncas internas de todo tipo, algunas las vimos y otras fueron por debajo de la mesa. Sin embargo, existen elementos que en el caso del legislador con licencia merecen ser tomados en consideración, no se puede pasar por alto que estamos ante presuntas conductas cada vez más señaladas y penadas que obligan a que desde cualquier ámbito deban ser atendidas.

Por todo esto, ha llamado inquietantemente la atención las reacciones del Presidente. La simple expresión de “ya chole”, que utilizó ayer para tratar de pasar a segundo plano el tema, deja al Presidente bajo la crítica abierta no sólo de las mujeres.

Estos días muchas de ellas en las redes fueron severas en contra de López Obrador e incluso manifestaron su distancia con el Presidente, siendo que habían sido sus fervientes seguidoras; en las “benditas redes sociales” se ha hecho viral estos días la exigencia de que “Presidente, rompa el pacto”.

Para el propio Félix Salgado una investigación podría ser la solución a la situación que esté enfrentando, al tiempo que le daría a Morena un gran respiro porque, insistimos, el que termine por ser gobernador y tenga el apoyo popular casi que en automático y poco razonable, no va a ser ocasión para que deje de ser señalado en uno de los temas más importantes y de mayor relevancia de nuestro tiempo.

A Morena no le viene bien su pasividad con el delicado asunto, al Presidente no le viene nada bien su “ya chole” y al país le viene terriblemente mal todo esto.

RESQUICIOS

El TEPJF decidió quitar restricciones en temas electorales al Presidente en las mañaneras. El tribunal tomó el camino exactamente contrario a lo que hace algunos años había exigido quien hoy les pidió, ¿o exigió?, que lo dejaran irse por la libre.


Javier Solórzano

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here