En marcha, programa para prevenir de manera integral la violencia contra niñas, niños y adolescentes en el ámbito familiar

0
105

a titular de la Secretaría General de Gobierno (SGG), María Fritz Sierra anunció la puesta en marcha del programa “Fortaleciendo familias”.

“Se trata de un inédito modelo de atención y apoyo interinstitucional tendiente a promover en los hogares un ambiente respetuoso de crianza para prevenir la violencia familiar”, explicó la funcionaria al encabezar la presentación de esta nueva estrategia impulsada por el Centro Estatal de Prevención del Delito y Participación Ciudadana (Cepredey).

 

Ante titulares y responsables de dependencias estatales reunidos en la Sala de Juntas de la SGG, informó que el programa arrancó en un plan piloto con familias de colonias del oriente y sur de la capital yucateca, antes de aplicar de manera masiva las acciones en municipios del interior del estado, particularmente en poblaciones con mayor índice de incidencia de la violencia familiar.

“Para erradicar y prevenir todas las formas de violencia se tiene que trabajar desde el seno familiar”, aseveró Fritz Sierra tras destacar la importancia de la suma de esfuerzos para ponerle un freno a la violencia familiar, ya que sus consecuencias trascienden éste núcleo y afectan al conjunto de la sociedad, convirtiéndose así en una problemática social.

Por esa razón, subrayó, es crucial fomentar la crianza positiva que promuevan valores del amor y el respeto desde la infancia, sensibilizando tanto a hombres como mujeres para hacerles ver que la violencia no es normal, de esta manera se podrá evitar que la ejerzan contra las y los menores, y que estos a su vez, no reproduzcan conductas agresivas cuando crezcan.

En este contexto, la titular de la SGG expuso que “Fortaleciendo familias” tiene el firme propósito de coadyuvar en erradicar patrones de conductas agresivas en el seno familiar y prevenir en este núcleo los círculos de violencia.

“Buscará procurar la crianza positiva y libre de violencia en las familias a través de un proceso de reeducación con enfoque integral que impacte positivamente en el desarrollo de las niñas, niños y adolescentes”, puntualizó.

Detalló que es un programa de prevención terciaria de violencia familiar que desarrolla personal del Cepredey en conjunto con la Procuraduría de Protección a Niñas, Niños y Adolescentes (Prodennay), enfocándose con visión integral en las familias cuyos padres o madres han sido detectados como generadores de violencia hacia sus hijas e hijos.

Esta novedosa estrategia, además de tener un componente reeducativo, cuenta también con un eje de visitas domiciliarias, el cual mencionó Fritz Sierra: “es como un servicio de Psicólogo a domicilio, ya que tras la identificación de casos de familias que necesitan el apoyo de especialistas para modificar los patrones de crianza, profesionales expertos les visitan en sus domicilios”.

La directora del Cepredey, Joana Briceño Ascencio explicó que los especialistas establecen una comunicación directa a fin de conocer a fondo su historia y necesidades, brindándoles acompañamiento cercano y emocional para garantizar el éxito de la modificación de las conductas nocivas en el núcleo familiar.

“El programa está enfocado en familias con antecedentes de violencia intergeneracional, en el cual, padres, tutores o familiares adultos reciben información integral, orientación y guías para aprender a ejercer de manera positiva su parentalidad”, señaló.

De esta forma, añadió, se les da una oportunidad de revisar sus propios de procesos de vida, motivando a la reflexión y al cambio de los patrones de convivencia violentos, además que todo el proceso reeducativo se refuerza con las visitas domiciliarias de seguimiento las cuales también permitirán detectar las necesidades prioritarias de las familias.

“Como parte del programa se fortalecen las habilidades personales de madres, padres y personas cuidadores para prevenir y evitar todas aquellas situaciones relacionadas con el maltrato, la violencia y la negligencia, especialmente en hogares donde se han presentado antecedentes de problemas de convivencia, de exclusión o de riesgo psicosocial”, puntualizó.

Briceño Ascencio resaltó que a través de estos programas se expresa la sensibilidad social del actual gobierno del Estado para prevenir de manera focalizada las causas de la violencia.

“A través de la aplicación práctica de este programa en un grupo de familias que forman parte de un plan piloto se está logrando evaluar avances y resultados antes de aplicar de manera masiva las acciones del programa a más familias de Yucatán”, manifestó.

“El siguiente grupo de familias se formará en mayo entrante”, anticipó la servidora pública, tras explicar que la violencia familiar es un factor de riesgo exponencial entre los niños, ya que podrían repetir estas pautas de conductas en la fase adulta y, en el caso de las niñas, anteponer la sumisión o aceptar dicha violencia como normal.

Así pues, crecer en contexto de agresiones al interior de un grupo familiar, predispone la aparición de diversos problemas emocionales, cognitivos y de conducta, tanto a corto como a largo plazo, de ahí la necesidad de prevenirlos, recalcó.

Finalmente, puntualizó que, mediante las visitas domiciliarias de seguimiento, personal del Cepredey también identificará necesidades relacionadas con el entorno familiar como son salud, educación, empleo, asistencia en vivienda, despensas, becas, guarderías y actividades recreativas, deportivas y culturales.

“Por ello, a través de estas acciones se promoverá una red activa de coordinación para la atención integral de las necesidades de la familia, lo cual sería posible a través de la suma de esfuerzos de todas las dependencias estatales participantes”, concluyó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here