Tren Maya a todo vapor

0
363

En el caso del Tren Maya, sin que nadie supiera, ya hasta una encuesta hubo. López Obrador dio a conocer que el gobernador de Campeche, el priista Alejandro Moreno Cárdenas, le informó que en una encuesta mandada a hacer por el gobierno campechano, el 80% de la población de esa entidad apoya la construcción del Tren Maya.

Incluso, va tan rápido el proyecto del tren, que en una reunión sabatina entre el presidente electo y gobernadores, ya hasta se habló de ir organizando una licitación internacional.

ALSTOM, BOMBARDIER, ALSTÄTTEN, Y, QUIZÁ, CAF Y HYUNDAI

Rogelio Jiménez Pons, quien será el próximo director de Fonatur, está siendo el encargado de realizar el proyecto del Tren Maya, y acaba de informar que se está invitando a empresas especializadas en trenes de pasajeros a escala mundial.

Habló de la invitación a la canadiense Bombardier, pero también a la francesa Alstom, a la suiza Altstätten. Pero también se mencionó el llamar a otras empresas líderes, como las que hay en España o empresas coreanas. Suponemos que la española puede ser CAF, las fabricantes de trenes de alta velocidad. Quizá, entre las empresas coreanas se encuentre Hyundai Rotem. Y eso sí, la que no mencionó, pero, quizá, también la terminen invitando es a la alemana Siemens.

Ya veremos si al final invitan, o no, a la empresa productora de trenes más grande del mundo, China Railway Rolling Stock, ya ve cómo están las cosas con China y el nuevo Tratado de Libre Comercio.

TREN APOYARÁ SURESTE; JUNTO CON REFINERÍA Y TRANSÍSTMICO

El Tren Maya, a diferencia del aeropuerto, es un proyecto que trae toda la confianza y fuerza del presidente electo, López Obrador, quien ha insistido en que forma parte de una serie de obras de infraestructura para el Sureste del país, como la Refinería Dos Bocas en Tabasco, y el proyecto transístmico. Más allá de los costos de cada proyecto, el Sureste necesita ayuda, sin duda.

Pero también la necesita el proyecto del aeropuerto capitalino. Por eso nos llama la atención las dificultades para decidir sobre el nuevo aeropuerto, y en cambio la rapidez para construir el Tren Maya, que insistimos, tiene viabilidad para apoyar estados del Sureste y aprovechar el gran cúmulo de turistas que llegan a Cancún.

AMLO, “YA CHOLE” CON LAS CRÍTICAS AL TREN MAYA

El presidente electo, López Obrador, ante las críticas ambientales al Tren Maya, de plano le dijo a los reporteros… “ya chole”, como requiriéndoles de que están exagerando en su crítica, donde por cierto ha dicho que el Tren Maya molesta a los conservadores y la prensa fifí.

Es cierto. El Tren Maya tiene varias críticas. Es criticado porque en su construcción y operación podría dañar el medio ambiente (donde, por cierto, López Obrador, dijo que era mentira porque se utilizarán los derechos de vía que están construidos desde los años cincuenta del siglo pasado).

El Tren Maya también trae una crítica por su financiamiento, donde el próximo gobierno dejaría de apoyar la promoción turística, y en su lugar financiaría la construcción del tren los primeros años. Para el reto financiero, también se van a requerir de los privados, para fabricar el tren y para operarlo.

Y aquí también ha existido la crítica de que no se incorporan empresas locales. De ahí que el gobernador de Campeche añadiera que sí van a incorporar las empresas privadas mexicanas, las locales, para que no termine siendo un negocio para los operadores de trenes extranjeros.

TREN MAYA CUESTA 150 MMDP; CANCELAR NAIM 100 MMDP

Sin duda, el Tren Maya es una obra de infraestructura que convence totalmente al presidente electo, a diferencia del aeropuerto capitalino. La obra del Tren Maya costará alrededor de 150 mil millones de pesos, y tan sólo cancelar el aeropuerto capitalino costaría 100 mil millones de pesos.

La del Tren Maya será una licitación internacional, mientras que en el aeropuerto capitalino ya se dijo que sólo participará la inversión nacional para bajar costos. La construcción del Tren Maya se defiende argumentando que no  dañará el medio ambiente por usar derechos de vía existentes, para el aeropuerto se critica que sí daña el ecosistema, la filtración de agua y la migración de aves.

Es claro que el Tren Maya es un proyecto que convence totalmente al próximo gobierno, y está bien: el sureste necesita dinamizarse. El problema es que la decisión del aeropuerto, bien tomada y mitigando problemas ambientales, económicos y sociales, tampoco puede esperar mucho más.

José Yuste

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here