Países pobres son obligados a esperar «sobras de vacunas» Covid: Oxfam

0
121

La organización internacional contra la pobreza Oxfam acusó ayer que las economías más grandes del mundo obligan a las naciones pobres a esperar “las sobras” de las vacunas, después de que el grupo de potencias del G-7 anunció nuevas aportaciones en la batalla contra el coronavirus.

Con un compromiso hasta de 4 mil millones de dólares del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y una duplicación de las contribuciones de la Unión Europea (UE) para llegar hasta mil 200 millones de dólares, el apoyo colectivo del G-7 para el fondo internacional de biológicos Covax alcanzó 7 mil 500 millones de dólares.

El primer ministro británico, Boris Johnson, quien presidió la cumbre virtual, prometió donar la mayoría de las inyecciones excedentes de Reino Unido al mundo en desarrollo, e indicó a sus colegas líderes que “no tenía sentido” inocular a sus propias poblaciones mientras dejaba que el coronavirus se propagara y mutara en otros lugares.

Sin embargo, el jefe de política de desigualdad de Oxfam, Max Lawson, advirtió que las medidas, aunque bienvenidas, eran “insuficientes en comparación con la escala de la amenaza del Covid-19.

“Hacer que grandes partes de África y Asia esperen vacunas sobrantes y no deseadas de las reservas de los países ricos no sólo es inmoral, es irresponsable. La falta de acción coordinada del G-7 es imperdonable”, afirmó Lawson.

“Cuanto más tiempo se niegue la protección a grandes franjas de la población mundial, mayor será la amenaza de que las mutaciones del virus nos amenacen a todos.”

Al pedir a los países ricos que quiten el control de las empresas farmacéuticas sobre los inmunológicos, Lawson agregó: “Entre ellas, las naciones del G-7 han asegurado suficientes vacunas para que cada uno de sus ciudadanos sea inoculado tres veces, mientras muchos países pobres aún deben recibir dosis única.

“En lugar de darse palmaditas en la espalda por el progreso limitado, lo mejor que podría hacer el G-7 sería dejar de apoyar los monopolios de sus corporaciones farmacéuticas sobre las vacunas Covid-19”, señaló.

En la cumbre, la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, anunció que la UE duplicará su aporte al mecanismo Covax hasta llegar a mil 200 millones de dólares. Además, el bloque dará un aporte de 121.4 millones de dólares para respaldar las campañas de inoculación en África.

Biden anunció en esa reunión una contribución de 4 mil millones de dólares para el Covax, al tiempo que pidió al G-7 que cumpla su compromiso con la plataforma.

La Jornada

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here