jueves, febrero 29, 2024

Top 5 Semana

Noticias

“Hay que ponerle huevos”: Xóchitl Gálvez al registrarse a la contienda del FAM

La senadora Xóchitl Gálvez acudió este martes a las oficinas del PAN para realizar su registro en la contienda del Frente Amplio por México. Creo en el método y voy de frente, no me quito, dijo.

La prensa le preguntó cuál sería su “mensaje central” y ella, llanamente respondió: “Hay que ponerle huevos”.

Gálvez llegó en bicicleta a la sede del PAN, y posteriormente la alcanzaron sus hijos. Hizo entrega de los documentos obligatorios que se establecieron en la convocatoria. Su registro tuvo lugar casi una hora después que el del diputado Santiago Creel.

Dio respuesta a las más recientes declaraciones en su contra del presidente López Obrador, que señaló que es la candidata de la oligarquía, que quiere ayudar a que los corruptos regresen “a saquear” al país.

“El que él diga que pertenezco a una élite, él sabe que no es cierto. Yo lo recibí en el Valle del Mezquital, él sabe de dónde soy, de dónde vengo, él tiene claro que soy una mujer que se hizo por sí misma”, lo que pasa es que AMLO le tiene miedo a las mujeres a las que no puede controlar.

En clara alusión al hijo del presidente, José Ramón López Beltrán, dijo “dicen que soy de la oligarquía, pero a mí nadie me prestó una casa para vivir”.

En conferencia de prensa declaró que “vamos a poder con todos los que me pongan enfrente, así sea que el jefe de campaña sea el mismísimo presidente de la República”.

Desde el atril, le recordó al líder nacional del PAN, Marko Cortés que hace apenas un mes él no la consideraba ni siquiera para ser candidata a jefa de gobierno. Hace un mes yo “no estaba en el radar de nadie”.

“Hoy estoy aquí diciéndole a Marko, yo sé que no estaba en el radar de nadie, hasta hace un mes te reclamaba que quería ser candidata a jefa de gobierno”. Nunca pensé en ser candidata a la presidencia, pero ahora que lo decidí “voy de frente, no me quito”.

Y reiteró la expresión que ha dicho ya en numerosas ocasiones. “El presidente no se dio cuenta que, al cerrarme la puerta, miles de ciudadanos me abrieron la suya. Hoy, hay más de 60 mil Xóchilovers. Si cada uno de estos voluntarios saca tres firmas, ya la hicimos. Vamos a tener más de 150 mil”.

Dijo también que, aunque no es militante del PAN y lo considera un partido de derecha, se siente “en casa” dentro del instituto político.

“Me siento en casa. Llegué a la política porque me abrió la puerta Fox sin conocerme, simplemente sabiendo de mi trayectoria como ingeniera, que venía de un origen indígena, que había trabajado por la causa indígena. A los 14 años empezó mi lucha contra un cacique, Felipe Contreras y su hermano”.

Agregó que no tiene una religión y que vive en unión libre, por lo que pidió perdón a los miembros del PAN, un partido tradicionalmente considerado como católico. “No se enojen conmigo si no tengo una creencia. Tengo 30 años con el mismo hombre y no tengo papel”.

Sobre el trabajo que hizo durante el gobierno de Vicente Fox con los pueblos indígenas manifestó que ella no se imaginaba que un gobierno de derecha apoyara las causas de la izquierda y que, al contrario, el gobierno de AMLO, que se dice de izquierda, no ha hecho nada por la causa indígena.

“No hay reforma que reconozca los derechos de los indígenas. Que el presidente no me venga con el cuento de que no conozco este país. He andado con el pueblo”.

Luego de que AMLO dijo que ella es la candidata de Salinas, de Fox, de Calderón y de Claudio X. González, aseguró que a algunos de tales personajes los respeta, pero nada más.

“El enemigo no está aquí, lo tenemos directamente en Palacio Nacional. Ahí quieren tratar de descalificarme, quiere vincularme a personajes a los que tengo respeto. Pero quiero decir que ningún hombre me ha hecho. Tengo un marido que me respeta, me acompaña, pero no me dice qué hacer”.

Populares